Cómo elegir el mejor seguro de mascotas: ¡considera su cobertura!
Nota: 5 de 5 (100%) de (100%) 2 votos

¿Sabías que desde hace algunos años algunas empresas de seguros han ideado una póliza para las mascotas que has llevado a tu casa?

Sin embargo, como elegir el mejor seguro de mascotas es aún una pregunta que ha obtenido pocas respuestas satisfactorias.

Ésta es una novedad de la cual sólo pocos propietarios están enterados y entre ellos unos cuantos han aceptado optar por contratos que amparen a esos mimados integrantes de sus familias. ¿Te interesa contar con uno de ellos para el tuyo?

Hasta el momento se estima que ese número no llega todavía al 5% de quienes poseen una mascota en su hogar, una situación que lleva a muchas familias a sacrificarlos cuando no pueden costear una operación, que usualmente muestran unos valores que oscilan entre 1000 y 3000 euros.

También hay que reconocer que hay mucho desconocimiento referente a qué ofrecen las empresas aseguradoras. Un aspecto que poco a poco irá cambiando, en la medida que se den a conocer sus características y ventajas.

¿Cuáles son las características de esos seguros?

Una característica común entre la mayor parte de ellas contempla la asistencia veterinaria cuando tengan algún accidente o alguna enfermedad. Y además, han incluido también entre sus opciones una cobertura de responsabilidad civil.

Cobertura de responsabilidad civil

Abarca pagos por daños, tanto físicos como materiales, que puedan suceder hacia terceros y que sean ocasionados por tu mascota. Inclusive, hay cláusulas para indemnizarte cuando fallezcan por los motivos que se hayan establecido en ese seguro.

Requerimientos

Estar dispuesto a que tu mascota sea sometida a la realización de exámenes para establecer si está apta para que adquieras esa póliza . Algunas empresas inclusive sólo aceptan firmas contratos conforme su edad.

La realidad actual muestra que la mayoría de los seguros adquiridos se han centrado básicamente en cubrir daños a terceros, muy pocos lo hacen para cubrir costos de servicios veterinarios, que finalmente se hacen más perentorios en la medida que las mascotas dejan atrás su juventud.

¿Qué cubren los seguros para mascotas?

Cuando lo analices, verás que muchos de sus aspectos se asemejan a tu propio seguro personal. Puedes encontrar compañías que brinden algunas o todas de las siguientes opciones de coberturas.

Reembolso

Devolución de los pagos que hagas al veterinario, generalmente derivados de intervenciones quirúrgicas, que ascienden hasta un 90%.

Medicamentos

Algunos seguros ofrecen cubrir una cuota de los tratamientos médicos que se deben cumplir para que recuperen su salud.

Gastos preventivos

El seguro se hará cargo de los costos referidos a chequeos y vacunas de mayor frecuencia. Incluso la eliminación de pulgas o piojos que puedan afectarles en algún momento.

Muerte

Vas a encontrar alternativas que incluyen los pagos relacionados con la eutanasia, que suelen incorporar también su entierro o cremación.

¿Por qué surgen estas pólizas?

Es debido a la necesidad presente en personas de estratos medios que tienen una mascota, pero regularmente no pueden afrontar los gastos de sus intervenciones quirúrgicas.

Los problemas se presentan, básicamente, cuando necesitan una operación, donde se unen los costos de la anestesia, los honorarios médicos, la estadía y el tratamiento posterior, lo cual significa una salida monetaria que no siempre se tiene disponible.

Hay países como Suecia, donde 40% de los perros cuenta con algún tipo de póliza. En Francia ha llegado a 5% y en España, apenas a 2%. Pero en muchos otros ni siquiera se ha llegado a la posibilidad de obtenerlo.

Entonces, teniendo opciones a la cuales recurrir con estas novedades en el área de las pólizas, lo que resta es determinar como elegir el mejor seguro de mascotas.

Puede que conozcas algunas clínicas veterinarias que brinden planes de salud, en los que generalmente abarcan revisiones, desparasitaciones y hasta vacunas, pero cuando llega el momento de una intervención quirúrgica, sólo pueden brindar descuentos, los cuales pueden oscilar entre 10% y 20%.

Debes indagar cuáles empresas contemplan este tipo de pólizas y qué ofrecen. Para comenzar, hay diversas opciones para adaptarse a los requerimientos de los propietarios.

Una de las alternativas que te pueden ofrecer consiste en cubrir un reembolso de 50% a 90% del total de la cuenta del veterinario, así como unos 2000 euros en promedio cuando ocurra algún accidente o se presenta una enfermedad.

Un detalle que debes tener en cuenta, es que no te imponen asistir a una u otra clínica veterinaria, puedes mantenerte en aquella que sea de tu preferencia y más bien conversar con el médico sobre los mejores planes a los cuales puedes optar.

¿De qué manera funcionan estos seguros de mascotas?

Igual que sucede con las coberturas de las personas, en estos casos deben informarte de los deducibles, copagos y primas. A diferencia de aquéllas, es usual cubrir todos los costos para luego presentar los recaudos y esperar el reembolso.

Consulta la forma de trabajo de la empresa que contactes, pues hay algunas que han innovado en este servicio y suelen hacer los pagos resultantes de manera directa al médico veterinario el día en que realizarán la atención especializada o planificada a tu mascota.

Tipos de pólizas

Las pólizas pueden variar dependiendo de la raza de las mascotas, su edad, y los costos del médico veterinario.

Las alternativas de cobertura que selecciones y el gasto de deducibles que prefieras asumir. Con esto se deja claro que es más costoso asegurar razas puras a causa de su propensión a sufrir algunas dolencias hereditarias; sucediendo algo similar cuando tu mascota va envejeciendo.

Cada empresa aseguradora tiene sus propias estimaciones y planes, por lo que conviene revisar diversas opciones antes de contratar alguna. Y como exige una revisión previa de la mascota, pueden excluirse afecciones existentes o cobrarte más por incluirlas. Si ya tienes un veterinario de confianza, conversa estos asuntos con él. Te orientará respecto a los costos que conlleva el cuidado de la mascota y su experiencia con empresas de seguro.

Conviene, mientras decides qué hacer, planificar un fondo de ahorro de emergencia, con el cual cubrir cualquier tratamiento de emergencia.

También te puede interesar